¡Ya está aquí el bebé! Prepara tu casa para el momento más dulce de tu vida

2017-11-15T09:44:49+00:00 9 noviembre|Etiquetas: , , , , , , , |

¡La llegada de un bebé lo cambia todo! Cambiará por completo vuestra rutina y vuestro día a día, ya que deberéis aprender a vivir de otra manera y a otro ritmo, y descubriréis cómo el confort y el bienestar de tu pequeño pasan a un primerísimo plano en vuestras prioridades.

Por supuesto, también cambiará la decoración de tu hogar. Para empezar, deberás contar con una habitación apropiada para el nuevo miembro de la familia; un pequeño rincón en el que organizar todas sus cosas e instalarlo a partir de los 4 ó 5 meses.

¿Cómo hacerlo? Ante esta situación tan nueva para los padres primerizos, se puede caer en el estrés. Pero no te preocupes, con un poco de ingenio podrás convertir esa habitación vacía de tu casa en el dormitorio de tu bebé. Sigue estos consejos que te dejamos, ¡y verás cómo conseguirás un espacio de fábula con todo lo necesario para tu pequeño!

1. Mucho espacio libre

Una habitación infantil debe tener el máximo espacio libre posible. Piensa que en los primeros años de vida de tu bebé será también su rincón de juego, por lo que con una cama, un armario y una cajonera en la que guardar sus juguetes será suficiente. ¡Olvídate de accesorios innecesarios! Verás cómo, poco a poco, el resto del espacio vacío se irá llenando irremediablemente de juguetes.

2. Elige muebles con visión de futuro

Vuestro hijo crecerá y pasará (o pasaréis) por distintas etapas, mucho más rápido de lo que imaginas. Para poder aprovechar su dormitorio el máximo tiempo posible y así adaptarlo con facilidad a las distintas edades de tu hijo, lo mejor será elegir mobiliario adaptable: una cuna que se transforme en cama, un cambiador que se transforme en escritorio, etc. Si además optas por los colores blancos en los muebles, será más fácil que los aproveches para su habitación de mayor.

3. Colores suaves

Tu bebé necesita un ambiente acogedor en su dormitorio, que además le ayude a descansar y relajarse. Olvídate de los colores demasiado estridentes o excitantes que ya tiene en los juguetes, y selecciona una paleta de colores suaves para las paredes. Si además utilizas pinturas que no contienen sustancias químicas, estarás garantizando un ambiente más saludable para tu bebé.

4. Las pinturas murales

Están muy de moda últimamente y son un recurso decorativo que convertirá la habitación infantil en un espacio más original y más divertido, que gustará a tanto a pequeños como a mayores. Combina paredes pintadas en colores suaves con otra pared en la que podrás pintar un motivo decorativo.

5. Iluminación cálida

Durante el día potencia al máximo la entrada de luz natural, pero siempre filtrándola a través de cortinas o estores para que no sea tan directa que llegue a molestar a la vista. Por la noche, dispón de puntos de luz auxiliares a través de lámparas de poca intensidad. ¡Favorecerás el sueño de tu bebé!

6. Tejidos naturales en la ropa

Es conveniente que la ropa de cama, como las sábanas, las fundas de almohadas, los pijamas… sean de fibras vegetales, especialmente algodón 100%, para respetar al máximo la piel de tu pequeño. Lo ideal será que los combines con los colores de paredes y muebles, formando una paleta cromática en tonos armónicos. ¡Verás la vida que dan al espacio!

7. Elegir el colchón adecuado es fundamental

¿No sabes por cuál decidirte? Te recomendamos los que tienen núcleo de látex y fibras de coco. En cuanto a la funda y el forro protector del colchón, es preferible que sean de algodón y fibras naturales: transpiran mejor y no llevan elementos sintéticos.

8. Siempre a la temperatura adecuada

Los bebés duermen muchas horas y será su habitación el lugar donde pasen más tiempo. Intenta que la temperatura esté en torno a los 18 o 20 ºC grados, y que no supere en ningún caso los 22, especialmente de noche. Es fundamental también que controles la humedad, que debería estar alrededor del 60%; un exceso puede propiciar el desarrollo de hongos o mohos, mientras que un ambiente seco favorece las irritaciones cutáneas y reseca las mucosas del bebé.

Te animamos a que entres en www.conforama.es y te inspires en los modelos de dormitorios infantiles que tenemos. Lo principal será siempre crear ambientes acogedores y saludables para vuestro bebé, ¡pero eso no significa que no aproveches las posibilidades decorativas que un espacio como el dormitorio infantil ofrece!

Así que, después de todas estas claves que te hemos ofrecido, ¿ya has decidido cómo organizar tu hogar para la llegada del momento más dulce de tu vida?

Imágenes: Pinterest/Conforama.es